El Papiloma Humano

Por: Dra. Adriana Alcaraz Muñúzuri

El Papiloma humano es una infección causada por un grupo de virus denominados Papiloma Virus Humano, que tiene predilección por infectar piel y mucosas, son conocidos comúnmente como verrugas en la piel o condilomas en el área genital.

El condiloma genital se contagia por contacto sexual, una vez adquirido, el periodo de incubación varía entre 1 y 8 meses, pasa por un periodo de latencia, luego un periodo de infección subclínica y posteriormente período de infección clínica. El periodo de latencia puede durar de 5 a 25 años y ésto puede ser detectado a través de algún estudio específico como pcr, captura de híbridos, Papanicolaou, colposcopía o biopsia.

Posteriormente pasa a un periodo de infección clínica o manifiesta. El condón es una barrera que impide la exposición al virus durante una relación sexual, es una protección relativa. La única manera de estar seguros de no adquirir una infección genital por vph, es no teniendo relaciones sexuales. Durante el periodo de latencia o de infección subclínica puede surgir un estado de respuesta inmune efectiva (mecanismos de defensa) y regresión de las lesiones, o puede ocurrir un estado de no resistencia y progresiva que puede llegar a ocasionar cáncer.

Actualmente no existen tratamientos médicos que curen la infección por vph, sólo la controlan, algunos de ellos son: cremas, pomadas, pastillas, vitaminas. El tratamiento va encaminado a quitar el tejido enfermo, ayudar a inactivar la actividad del mismo para ayudar a los mecanismo de defensa tanto internos como externos para que se detenga el problema. La vacunación autolimita la infección y tiene sus máximos beneficios entre la edad de 9 y 26 años.

Es una proteína que estimula la formación de mecanismos de defensa contra los 4 tipos mas frecuentes de vph en la población mexicana. El llevar un buen tratamiento cuando se adquiere la infección es la base para un buen pronóstico. En los hombres infectados en el 90 % de lo casos no manifiestan enfermedad ya que se pueden encontrar en etapa de incubación, o latente. Es cuando son portadores asintomáticos. (recordemos que puede durar esta etapa de 5 a 25 años).

Los estudios que pueden auxiliar a diagnosticarlos son los de biología molecular. Sólo el 20% de las infecciones por vph pueden progresar a displasia (malignidad) para confirmarlo, existen estudios como la colposcopía con bipsia dirigida, captura de híbridos, y la reacción de cadena polimerasa (pcr) que nos ayudan a detectar el riesgo. La infección por vph actualmente tiene buen pronóstico cuando es detectada y manejada a tiempo.

En Hospital Papagayo, te cuidamos como en casa...